Respecto a los recibos domiciliados, ¿es válida la autorización del cliente para todos los recibos o se necesita una autorización para cada recibo?

En el artículo 25 de la Ley 16/2009, de 13 de noviembre, de Servicios de Pago, se indica lo siguiente:

«Artículo 25. Consentimiento y retirada del consentimiento.

1. Las operaciones de pago se considerarán autorizadas cuando el ordenante haya dado el consentimiento para su ejecución. A falta de tal consentimiento la operación de pago se considerará no autorizada.

El ordenante y su proveedor de servicios de pago (entidad financiera) acordarán la forma en que se dará el consentimiento así como el procedimiento de notificación del mismo. […]».

Por tanto, según se acuerde con cada uno de los clientes, se deberá pedir una autorización por cada recibo o no.



Compartir con:
Digg!Del.icio.us!Google!Live!Facebook!Technorati!Yahoo!Twitter!